Con los clientes encerrados en sus casas, los bares, cafés y restaurantes de todo el mundo, están ideando formas innovadoras de mantenerse a flote. Toda crisis, genera una gran oportunidad, es momento, de reinventar los modelos de negocio tradicionales y mirar de aportar más valor. Muchas iniciativas no van dirigidas a mantener facturación, sino a preparar el regreso, ya sea con degustaciones en linea, clases de cocina a través de videoconferencias u otras estrategias.

Un caso de éxito es el Golden Gully, la moderna coctelería de Sydney (Australia) ganó más de 1.000 dólares en pocas horas sin abrir las puertas. Generando cupones para cócteles, entregas de vino y sesiones de cata a través de la aplicación Zoom de videollamadas. Las lecciones de cocina con un chef o maestro cóctelero están muy bien pagadas, sólo hay que trabajar la propia audiencia que ya tenemos. En caso de no tener audiencia deberemos realizar un marketing online efectivo, campañas de Adwords, distribución en medios, estrategia en SEO, bajo contenidos de calidad con mucho ruido y difusión en las redes sociales.

marketing para restaurantes

Después de ser considerados negocios no esenciales, la mayoría de cafés, bares, pubs y restaurantes han cerrado sus puertas sin saber cuándo las podrán volver a abrir. Si añadimos dicho problema a que la temporada de verano en España, probablemente sea dedicada al turismo interior, y veremos en qué condiciones (% de ocupación del local, capacidad adquisitiva, etc), es el momento de reinventarse y sacar partido a través de internet.

La comida a domicilio y Delivery es una de las claves. Tenemos la suerte que hay players como Just Eat, Uber Eats o Glovo que montan la infraestructura logística necesaria, además de proporcionar la captación del cliente, por lo que la inversión inicial es mínima, sólo hay que adaptar muchas veces el menú y precio, para hacerlo atractivo y asequible, tanto como asumible para el restaurante. En otro post os comentaremos como hacer una buena política de Delivery y como destacar por encima de los demás. Ya lo dice el dicho » Si Mahoma no va a la montaña…»

Algunos locales permanecen parcialmente abiertos, vendiendo café o comida para llevar, la mayoría han notado un gran impacto en sus ventas, con descensos del 30-50% antes de la crisis.
Otros restauradores,  están probando algo nuevo. Bread Ahead, una panadería de Londres, ha empezado a hacer sesiones de panadería casera en Instagram, vendiendo vales de regalo online para el pan y futuros talleres o Workshops.  También hay cafeterías que se han convertido en pequeños supermercados con la colaboración de Glovo.

Lo que está muy claro, es que cuando finalice la crisis y poco a poco, volvamos a la normalidad, estaremos delante un mundo completamente nuevo. Es hora de hacer un buen plan de marketing y negocio para restaurantes.

Jaume Roig
¡Haz clic para puntuar nuestro artículo!
(Votos: 5 Promedio: 5)

Leave a Reply

Solicita información